Ramón Vargas: “Mi voz está en el mejor momento”

El Auditorio Nacional de la ciudad de México se suma a las retransmisiones en directo desde el Metropolitan de Nueva York, bajo el lema Estar aquí es estar allá.

«“Esto sí es un verdadero triunfo de la tecnología”, comentó entusiasmado el tenor mexicano Ramón Vargas, quien habló vía telefónica desde Nueva York, donde participó ayer en la apertura de una larga temporada en The Metropolitan Opera (Met), con una gala que incluye arias de La traviata, de Verdi; de Manon, de Massenet, y de Capriccio, de Strauss.

El cantante se refirió al espectáculo En vivo desde el Met de Nueva York, proyecto que comenzó en 2006 en cines de varias ciudades de Estados Unidos, para llevar a públicos masivos y a muy bajos precios la oferta de ese espacio escénico con 125 años de tradición.

En 2007 el proyecto se amplió a otros países y, ahora, para la temporada 2008-2009, México se suma por conducto del Auditorio Nacional, donde se instaló una pantalla gigante de 18 por 10 metros con un sistema de video y audio de alta definición».

  • Arturo Jiménez
  • «En el auditorio también se colocó un nuevo equipo de recepción vía satélite, que incluye una enorme antena parabólica y un sistema que respalda el ingreso de la señal, la cual será transmitida en vivo desde The Metropolitan Opera, donde 13 cámaras, varias de ellas robóticas, registrarán detalles dramáticos que no podrá disfrutar el, por otro lado, privilegiado público del teatro neoyorquino.

    Cada una de las 11 funciones de la temporada del Met tendrá en el Auditorio Nacional un precio mínimo de cuatro dólares por persona y un máximo de 16, mientras allá será de 27 a 295 dólares; serán vistas por cientos de miles de espectadores en México y otros 30 países, en lugar de los 3.800 elegidos que, con meses de anticipación, pudieron obtener un boleto para una presentación.

    Lograr que una función de ópera sea enviada en directo a muchos países, es algo formidable”, agregó Vargas en entrevista con tres medios mexicanos, y añadió:

    Este sí es un modo muy práctico de atraer al público a la realidad de la ópera, porque no es un video que se pueda corregir (editar), sino que es en directo, como estar en el teatro, y esa es una gran responsabilidad para los artistas que participamos en esta forma del arte, la más compleja que ha creado el ser humano”.

    Ramón Vargas recordó que desde hace 80 años el Met enviaba a las radiodifusoras sus grabaciones, pero que la primera transmisión radial en vivo se hizo con una presentación del tenor mexicano, con Lucia di Lammermoor, de Donizetti.

    Además, la primera transmisión en audio y video en alta definición, la de 2006, también le tocó a él, con Eugene Onegin, de Chaikovski. En marzo pasado, y con la participación de Vargas, se transmitió al mundo La bohème, de Puccini. Y ahora el cantante, con otros colegas, inauguró con una gala la próxima temporada, a la que se ha sumado México.

    Son muchas casualidades que, la verdad, me da mucho orgullo decir”, manifestó Vargas, quien actuará con la soprano Renée Fleming y los barítonos Thomas Hampson y Dwayne Croft, y como directores de orquesta, Marco Armiliato y James Levine, éste además director musical del Met.

    —¿Esas modificaciones tecnológicas cambian la manera de percibir las partes teatral y musical de la ópera? —preguntó La Jornada a Vargas.
    No cambia mucho. Las experiencias mencionadas enseñaron que, al contrario, las cámaras de alta definición que están enfrente, al lado y tras bambalinas, dan una perspectiva del espectáculo que el público normal, de una función convencional, no ve, sobre todo en un escenario tan grande como el del Metropolitan.

    Por ejemplo, ilustró, con los close up se ve mejor la expresión, la mirada y las emociones por las que pasan los cantantes. “Es algo muy especial, provechoso y no cambia para nada la visión de la ópera, sino que la enriquece”.

    La temporada de ópera 2008-2009 del Met, que va de septiembre a mayo, se podrá ver y oír en más de 800 cines y teatros de 30 países, con un público calculado en “cientos de miles”, entre ellos los 6.500 espectadores que cada función podrán ingresar al Auditorio Nacional para disfrutar de los programas del Met.

    Así, con esta fórmula para la masificación de la ópera y la creación de nuevos públicos, podrá apreciarse a un Ramón Vargas que según compartió, siente que su voz está “en el mejor momento” de sus 26 años de carrera.

    En las siguientes funciones se presentarán Salomé, Doctor Atomic, La Damnation de Faust, Thäis, La Rondine, Orfeo ed Euridice, Lucia di Lammermoor, Madama Butterfly, La Sonnambula y La Cenerentola.

    Entre los cantantes figuran sopranos como Angela Gheorghiu, Karita Mattila y Natalie Dessay, tenores como Roberto Alagna, Juan Diego Flórez y Rolando Villazón, además de directores de orquesta como Jesús López Cobos, Mikko Franck y Alan Gilbert».

  • La Jornada
  • Ahora es cuando tengo más que dar
  • Tags: , , ,

    Leave a Reply