Gérard Mortier: “Quiero que cuando un cantante diga ‘Te amo’ no lo haga mirando al director de orquesta”

«Gérard Mortier es un hombre elegante, de sonrisa diplomática y mirada a media asta. Acaba de cumplir 65 años, aunque varios de ellos los debe [de] tener escondidos, porque no los aparenta. Será el director artístico del Teatro Real a partir de enero de 2010, pero puede decirse ya que Mortier ha empezado su reinado. Los parabienes por su contratación se mezclan con las voces que cuestionan su idoneidad para nuestro coliseo. La suya no será una monarquía absoluta, pero tiene absolutamente claro lo que quiere hacer. He aquí algunas de sus ideas».

  • Julio Bravo
  • —¿Qué le hizo aceptar la oferta del Teatro Real?
    —Mantengo una excelente relación con España desde hace veinte años, y cuando se canceló mi nombramiento en Nueva York y me preguntaron si querría venir al Real, me pareció muy interesante. Soy un convencido de la integración europea, y he trabajado en Austria, en Francia, en Alemania. Trabajar en España, con artistas españoles, es un reto muy importante para mí, además de la simpatía que siento hacia España.

    —¿Qué percepción se tiene del Teatro Real fuera de España?
    —Desde su apertura hay mucha expectación, pero es un teatro que importa muchas producciones. Me interesa crear producciones con artistas españoles que sean específicas y que se puedan exportar; que se vean en Milán, Londres o París. Y me interesa también el contacto entre Madrid e Iberoamérica. España es un puente muy interesante de explotar en este sentido. Para ello voy a tomarme, cuando deje París, cuatro meses sabáticos y viajaré por España; quiero reunirme con artistas y compositores, ver teatros y representaciones…

    —¿Qué papel van a jugar los compositores españoles?
    —Conozco a Mauricio Sotelo, a Elena Mendoza… Me reuniré con ellos, y también con Luis de Pablo, Cristóbal Halffter… Pero quiero traer a Madrid estrenos absolutos de autores como Hanspeter Kyburz, que atraerían a la crítica de toda Europa.

    —Se ha dicho que usted va a convertir al Real en un teatro de primera división.
    —Quiero llevar al Real al mismo nivel que la Scala de Milán o el Covent Garden de Londres, han de jugar en la misma liga. Lo importante en un teatro de ópera es la calidad musical. El Real tiene a los mejores cantantes; donde hay que trabajar es en la orquesta y el coro. Estoy encantado con su mentalidad y su potencial está ahí. Quiero darles la posibilidad de mejorar su calidad. Por eso no voy a traer a un director musical, sino a seis excelentes directores. Tendrán un diálogo constante y trabajarán en equipo, y entre ellos estoy pensando, no diré nombres, en algunos excelentes jóvenes españoles.

    —¿Por qué esta vez ha asumido sólo la dirección artística?
    —Tengo un gran aprecio por Miguel Muñiz, es el director general perfecto. Sí voy a formar parte de la Comisión Ejecutiva y voy a compartir con él el control de los departamentos de producción y comunicación. Mi trabajo no va a ser sólo hacer los repartos, así está perfectamente fijado en el contrato.

    —¿El mejor teatro de ópera es el que tiene a los mejores cantantes?
    —El centro de la ópera es la música. Y eso implica a los cantantes, a la orquesta, al coro… Los mejores cantantes no son, por otra parte, los que tienen las voces más bellas, sino los que pueden expresar mejor aquello que están cantando. Es más importante la emoción que la belleza de una voz, por eso Maria Callas era mejor que Renata Tebaldi. Y hay más. El escenario debe ser un espacio teatral. La escenografía no debe ser sólo decoración; quiero trabajar con pintores, escultores, artistas de vídeo… Quiero que cuando un cantante diga ‘Te amo’ no lo haga mirando al director de orquesta. La ópera no puede verse como un museo. Al marqués de Posa, en Don Carlo, debe vérsele no como un personaje histórico, sino como a un ídolo, casi como una estrella de rock. Alguien que encarne los valores de la libertad, que quiere cambiar el mundo…

    —Pero el público de ópera es, en general, conservador.
    —Mi principio, aunque algunos críticos digan lo contrario, no es escandalizar, sino seducir. Algunas veces lo consigues, otras no. Ahí es importante el trabajo de comunicación. Espero dar yo mismo conferencias, hablar con el público. Quiero crear una revista, comunicarme con ellos a través de internet… París era muy conservador, y después de cinco años ha bajado la edad media del público de 58 a 42 años. Aquí también se puede hacer. Antonio Moral ha hecho una gran labor y quiero seguir sus actividades pedagógicas.

    —En el Liceo se acaba de crear un consejo artístico. ¿Cree usted en esta figura?
    —Mi trabajo es hablar con mucha gente, pero no hay una fórmula única. Si es necesario se creará, pero a menudo estos consejos son sólo decorativos.

    —¿Qué papel jugará la danza?
    —No lo sé todavía. En París está uno de los mejores ballets del mundo, y quiero invitarlo al Real, lo mismo que al Bolshoi o al Kirov. No he tenido contacto con el mundo de la danza en España. Pero lo que más me gusta es unir a las compañías clásicas con los creadores contemporáneos.

    —Usted tiene fama de polémico. ¿Se siente a gusto con este papel de agitador?
    —No soy persona de rutinas, sino de cambios, incluso para mí mismo. Pero eso significa, para determinada prensa, que eres un agitador. Muchas cosas han cambiado gracias a los agitadores. Si Colón es un agitador, soy feliz de serlo yo también.

  • ABC
  • Mortier, a la conquista de América
  • Tags:

    2 Responses to “Gérard Mortier: “Quiero que cuando un cantante diga ‘Te amo’ no lo haga mirando al director de orquesta””

    1. operasiempre says:

      “Mortier dimisión, Mortier destitución”

      “Las redes sociales y los cantantes españoles piden la salida del director artístico del Teatro Real”:

      Carta abierta al Teatro Real

      En facebook: Por la supervivencia de la Ópera: Mortier dimisión

    2. operasiempre says:

      La música española exige la destitución del director del Real

      Declaraciones de Mortier cuando presentó la nueva temporada en el Teatro Real, el pasado día 15: “Los cantantes españoles cantan un aria de Verdi como si fuera de Puccini”.

    Leave a Reply