“Kraus era un atleta de la ópera”

Alfredo Kraus

Ricardo de Cala:
“Kraus es referente ineludible en, al menos, 23 papeles, ¿cuántos cantantes pueden decir lo mismo?”.

“Siempre ponía por delante la preservación de la salud de su voz. Desdeñaba los esfuerzos suplementarios. Además, buscaba la interacción con el público. Siempre eligió con mucho gusto”.

Arturo Reverter:

“Era capaz de controlar y administrar su aliento y mantener una línea de canto sin descomponer ni su figura ni su voz. Su facilidad no era un milagro, sino el uso adecuado de todos los resortes”.

“Era un atleta. Ofrecía un canto desahogado, irreal y maravilloso”.

Más, en La Nueva España

♣ ♣ ♣

Alfredo KrausAlfredo KrausAlfredo Kraus

notaHomenaje a Alfredo Kraus en RNE (24/11/2008), en el día que hubiera cumplido 81 años.

Por orden de aparición:

  • Prende le dessin… Fantaisie aux divins mensonges, 1992 (Lakmé): 01:18
  • Lunge da lei, De miei bollenti spiriti, 1980 (La traviata): 09:29
  • En fermant les yeux, Je suis seul!, 1982 (Manon): 15:47
  • A te, o cara (con Montserrat Caballé), 1979 (I Puritani): 23:39
  • Morgen, Richard Strauss (al piano, Edelmiro Arnaltes): 30:52
  • Deja la guadaña, segador (Black el payaso): a la batuta, el autor de la obra, Pablo Sorozábal: 36:39
  • Standchen (Serenata), del ciclo Schwanengesang (El canto del cisne), Schubert (al piano, Edelmiro Arnaltes): 40:55
  • Misero! O sogno, o son desto?, 1992, aria de concierto de Mozart: 46:30
  • Che gelida manina (La bohème): 57:14
  • Islas Canarias, de  José María Tarridas: 62:33
  • Nota bene: Las cifras indicadas señalan el tiempo de inicio de cada aria o canción.

    Tags:

    2 Responses to ““Kraus era un atleta de la ópera””

    1. Joaquin A. says:

      Un profesional que su vida la entrego a su profesion. Personas con ese talento deben ser reconocidas con la maxima calificacion que se merecen.

    2. […] muerte, hace ahora diez años, de Alfredo Kraus hizo desaparecer a un insólito representante del belcantismo de la segunda mitad del siglo XX. La voz se conservaba sorprendentemente joven en un hombre de 71 años, pero el cansancio y la […]