Archive for the ‘Don Giovanni’ Category

Rolando Villazón: “El secreto de mi éxito, si tal existe, es haberle hecho caso al payaso que habita entre mi espalda y mi pecho”

Domingo, Octubre 21st, 2012

Rolando Villazón

El próximo 1 de noviembre, Rolando Villazón actuará en el Teatro Principal de Mahón, dentro de la 41 temporada de ópera que organizan los Amics de s’Opera de Maó. Un recital junto al pianista Gerold Huber.

Para Villazón, la isla de Menorca es “refugio de descanso y meditación de su familia durante las vacaciones, estrechando desde hace años el vínculo con el Mediterráneo y la música”.

Se muestra poético el tenor en sus respuestas: “[...] la ola al atardecer con sus peces danzando bajo los pies de mi Lucia hermosa”. Por ejemplo.

['Il mio tesoro', Don Giovanni, Mozart. Abril 2012]

Contundente, también. Afirma Rolando Villazón que se encuentra en el mejor momento de su carrera, “ese en que ya no importa escalar ni ser reconocido, solamente importa cantar”.

  • David Baret
  • —Usted es uno de los mejores tenores de la última década y también, uno de los más reconocidos, ¿Qué momento está viviendo en su carrera?
    —El mejor de los momentos, ese en que ya no importa escalar ni ser reconocido, solamente importa cantar. Ese en el que el yo, se disuelve en el todo de lo que es más importante, es decir, la música imperecedera.

    —Le he oído decir que saltarse los límites es una constante en su vida ¿este ha sido el secreto de su éxito?
    —No, el secreto de mi éxito, si tal existe pues habría que definir el significado del éxito, es haberle hecho caso al payaso que habita entre mi espalda y mi pecho. Y subirme en sus hombros y saltar de límite en límite, desafiando al sentido común.

    —Los villazonistas, que se cuentan a millones en todo el mundo, dicen de usted que es todo pasión y lo consideran el sucesor de Plácido Domingo. ¿Supone un reto o un halago?
    —El gran maestro Plácido Domingo no tiene ni tendrá sucesores. Él es único y nadie hará lo que el está haciendo. Los villazonistas son unos duendes maravillosos con los que me voy a pastar estrellas cada vez que nos encontramos en un pentagrama relleno con una sonrisa voladora.
    (más…)

    Discografía de Cesare Siepi

    Miércoles, Enero 5th, 2011

    Cesare Siepi._.

  • Juan Dazópulos Elgueta
  • Septiembre 2010


    Night and day

    Mi modesta contribución a la memoria del notable bajo recientemente fallecido Cesare Siepi ha querido ser, en esta oportunidad, una recopilación de su legado musical, tanto en discos como en vídeos. He tratado de poner los nombres completos de los autores, especialmente en el caso de las canciones; y en el de las arias de ópera, señalar las palabras del recitativo que precede al aria (cuando procede).

    La discografía no está exenta de curiosidades. La selección de la ópera de Rachmaninov The Miserly Knight (El caballero codicioso) grabada en inglés para la Columbia americana en 1952 es una de ellas. La crítica de la revista Time del 30 de junio de 1952 dijo:

    “Basso Siepi sings it resonantly in poorly articulated English” (El bajo Siepi canta resonantemente en un inglés malamente articulado).

    Siepi (queriendo tal vez emular o imitar a su predecesor Ezio Pinza) aceptó participar en dos musicales en Broadway. ‘Bravo, Giovanni’, con música de Milton Schafer y letra de Ronny Graham, se estrenó el 17 de mayo de 1962 y alcanzó solamente 72 representaciones.

    Siepi, en el rol de Giovanni Ventura, no obstante su voz, no logró imponerse y “the women steel the show” (las damas se robaron el espectáculo). Siepi tuvo su parte con la canción ‘If I were the man’ (’Si yo fuera el hombre’). Afortunadamente, el sello Columbia grabó la música con los mismos artistas, en un LP que actualmente puede obtenerse en formato CD.

    Cesare Siepi

    Regresó a Broadway en el rol de Vittorio Bruno en el musical ‘Carmelina’, con música de Burton Lane y letra de Alan Jay Lerner (’Camelot’ y ‘My Fair Lady’), inspirado en el film ‘Buona sera, Mrs. Campbell’ (1968). A su lado Georgia Brown como la signora Carmelina Campbell, que en el cine había realizado Gina Lollobrigida (junto a Peter Lawford, Phil Silvers y Telly Savalas).

    La obra se estrenó el 8 de abril de 1979 y cerró el 21 de abril de 1979 con sólo 17 representaciones. Un fracaso total. En todo caso la crítica no fue cruel con Siepi y manifestó que “hizo aparecer la música mejor de lo que realmente era”. Las comparaciones con Pinza fueron inevitables y un crítico se preguntaba qué habría pasado si la obra hubiese sido compuesta por Richard Rodgers (el autor de ‘South Pacific’).

    En 1980 el sello Original Cast decidió llevar al disco este musical con el mismo reparto original de la obra. Siepi declinó participar en dicho proyecto y su rol fue cantado por Paul Sorvino. Así se perdió la oportunidad de preservar la voz de Siepi en su segunda y última aventura en Broadway.

    [Visione Veneziana (Brogi). Dirige: Cesare Gallino, 1948]

    [L'ultima canzone (Tosti), 1948]

    De sus grabaciones comerciales, tanto en arias o registros integrales, me quedo sin vacilar con sus primeros discos grabados en Italia para la Cetra (1947-1948), realmente maravillosos, sean arias de ópera o canciones. Afortunadamente, pueden obtenerse actualmente en CD.

    [Si la rigueur et la vengeance, La Juive (Acto I), Halévy. Dirige Alberto Erede, 1954]

    Por cierto, a gran nivel se encuentra su primer recital para la Decca de 1954, con arias italianas y francesas. Muy recomendable y también fácil de obtener en CD. De los registros integrales, mis favoritos son La forza del destino y Mefistofele. No siendo yo particularmente ‘mozartiano’ de corazón, dejo a los expertos esta elección.

    De las grabaciones del vivo también hago mi propia selección, indicada más abajo.

    Siepi fue un frecuente invitado a los shows de la televisión estadounidense en los años ’50. Hago un detalle de todos aquellos que he podido identificar.

    [La calunnia, 1952]

    ‘La voz de Firestone’ estuvo en la TV entre 1950 y 1963. El ‘Show de Ed Sullivan’, desde 1948 hasta 1971. Originalmente se llamó ‘Toast of the Town’ pero cambió su nombre en 1955. Otro popular programa fue ‘The Bell Telephone Hour’, producido por la N.B.C. entre 1940 y 1958 (radio) y 1959 hasta 1968 (televisión).

    Siepi se presentó en ‘The Voice of Firestone’ entre 1951 y 1962. Con Ed Sullivan al parecer, solamente en 1953 y 1954. La firma VAI (Video Artists International) reeditó comercialmente, en 1990, en vídeos VHS, varios de los programas originales de ‘The Voice of Firestone’ con grandes cantantes líricos como Jussi Björling, Nicolai Gedda, Franco Corelli, Ferruccio Tagliavini, Richard Tucker, Jan Peerce, Lauritz Melchior, Robert Merrill, Jerome Hines, Roberta Peters, Eleanor Steber, Bidú Sayao, Jeanette MacDonald, Risë Stevens y muchos más.

    Algunos de estos vídeos han sido posteriormente (2000/2005) ofrecidos en formato DVD tanto por VAI como por KULTUR. Lamentablemente, Siepi se opuso a que los suyos fuesen comercializados, pues encontraba su actuación muy limitada y los escenarios anticuados y ridículos. ¡Qué lástima! Así nos privó de disfrutar, con buena imagen y sonido, de su arte incomparable.

    En Youtube se pueden ver algunos de ellos (sin duda, pirateados o de coleccionistas particulares), y aunque no son técnicamente perfectos, si nos permiten apreciar al gran bajo en su mejor momento vocal.

    [Deh, vieni alla finestra. 1954]

    (más…)

    László Polgár (1947-2010)

    Domingo, Septiembre 26th, 2010

    Laszlo Polgar

    El bajo húngaro László Polgár nació en Somogyszentpal (sudoeste de Hungría) el 1 de enero de 1947.

    Estudió canto en la Academia Franz Liszt de Budapest (1967/1972) y se integró a la Ópera Estatal en 1973.

    Cantó además en Londres, París, Hamburgo, Salzburgo, Viena; Scala de Milán y Teatro Colón de Buenos Aires. En los Estados Unidos cantó en New York, en el Avery Fisher Hall, en 2008, El castillo de Barba Azul, de Béla Bartók.

  • Polgár (Leporello): Madamina, il catalog oé questo (Bartoli: Doña Elvira). Zúrich, 2001
  • Debutó en Hungría en el rol secundario de Conde Ceprano, en Rigoletto, y se integró a la Ópera Estatal en 1973. Su repertorio incluyó, entre muchos otros, los roles de Leporello (Don Giovanni), Gurnemanz (Parsifal), Rocco (Fidelio), Sarastro (La flauta mágica), Felipe II (Don Carlos), Don Basilio (El barbero de Sevilla) y Walter en Luisa Miller, Oroveso en Norma, Giorgio en I Puritani.

    Además fue un prestigioso cantante de lieder. Ganó los concursos internacionales Dvorak (1971), Schumann (1974), Erkel (1975), Wolf (1980) y Pavarotti (Filadelfia, 1981).

    Laszlo Polgar

    Polgár y Brigitte Hahn, en 'Der Kreidekreis', de Zemlinsky. Zurich Opera, 2001.

    El Gobierno húngaro lo premió con su distinción cultural más alta “Kossuth” (1990). Fue también profesor de canto en la Academia Franz Liszt de Budapest.

    En 1991 aceptó un contrato y se trasladó a vivir a Zúrich, donde se dice que ganaba veinte veces lo que recibía en Hungría.

    Su interpretación del rol protagónico en El castillo de Barba Azul, de Bartók, le valió el Premio Grammy 1999 en su grabación junto a Jessye Norman y Pierre Boulez dirigiendo la Orquesta Sinfónica de Chicago.

    En CD se le encuentra en la discutida versión de Aida, cantando el rol del Rey, junto a la chilena Cristina Gallardo-Domâs, Olga Borodina, Thomas Hampson y Matti Salminen.

    En DVD existen un Rigoletto de Zúrich (Sparafucile) con Elena Mosuc, Piotr Beczala y Leo Nucci, dirigidos por Nello Santi; y Nina, con Cecilia Bartoli y Jonas Kaufmann (Zúrich, 2002).

    Polgár falleció en Zúrich el 19 de septiembre de 2010, a los 63 años.

  • Juan Dzazópulos Elgueta
  • Septiembre 2010

    Fuentes: László Polgár: Pablo Gorondi: Associated Press, The Virginian-Pilot on Line Obituary

    Cesare Siepi (1923-2010)

    Martes, Julio 6th, 2010

    Actualización: 6 de julio de 2010 (16: 20)

    Cesare Siepi


    Siepi

  • Night and Day (Cole Porter)

  • Siepi

  • Begin the beguine (Cole Porter)
  • Non t’amo più
  • Ricordi ancora il dì che c’incontrammo,
    le tue promesse le ricordi ancor… ?
    Folle d’amore io ti seguii… ci amammo
    E accanto a te sognai, folle d’amor.

    Sognai felice, di carezze a baci
    Una catena dileguante in ciel
    Ma le parole tue… furon mendaci…
    Perchè l’anima tua è fatta di gel.

    Te ne ricordi ancor?
    Te ne ricordi ancor?

    (Gracias, Enrique)

    * *

  • Là ci darem la mano (1970)
  • Cesare Siepi, el más célebre de los bajos italianos de posguerra, falleció ayer, 5 de julio de 2010, en Atlanta (Estados Unidos). Hace unos diez días, fue víctima de un infarto.

    Había nacido en Milán, el 10 de febrero de 1923. Tenía 87 años.

    [Dies irae... Liber Scriptus (Misa de Réquiem, Verdi): Herva Nelli, Fedora Barbieri, Giuseppe di Stefano, Cesare Siepi. NBC Symphony Orchestra. Dirige: Arturo Toscanini. 27 de enero de 1951]

    Después de Ezio Pinza, Siepi fue el mayor exponente en la cuerda de bajo, tanto en Europa como en América.

    Descanse en paz.

    (Gracias, Juan)

  • Se vuol ballare, signor contino (1954-1955)
  • Don Giovanni en Praga, 222 años después

    Miércoles, Febrero 10th, 2010


    Pinza

    [Ezio Pinza: Deh, vieni alla finestra, serenata de Don Juan del Segundo Acto, Escena III, Don Giovanni, Mozart. 1930]

    Crónica en exclusiva en nuestra sección ‘Viva la ópera’. Nos la envía Yemapel, bien conocido por todos ustedes. Corresponde a una de las dos representaciones de Don Giovanni en Praga,  Teatro de los Estados, del domingo 4 de octubre de 2009 (aún está en cartel). Las audiciones que ilustran el post son propuesta suya. Las fotografías son de su cosecha.  Gracias mil, Yemapel.

    Praga

    Introducción
    Me permito, con el plácet de su creadora, retomar esta sección que enriquece sobremanera ‘Ópera, siempre’ y que nos da la oportunidad de aportar nuestras experiencias e impresiones sobre lo que a todos nos une: la ópera. Aunque resulta desgraciadamente frecuente ese viejo aforismo que reza que ‘quien tiene tiempo, no tiene dinero y quien tiene dinero, no tiene tiempo’, quién más, quién menos va a ver alguna representación operística, un concierto o un recital.

    Compartir impresiones lejos de la postura oficial, políticamente correcta (o incorrecta) con los demás foreros es, para mí, uno de los mayores atractivos de este blog. Más si cabe cuando tenemos la suerte de contar con expertos y entendidos en la materia, tanto en España como en ultramar, de donde salen desde hace unas décadasconviene no olvidarlo, muchas de las mejores voces del planeta. Por eso los animo a participar. Y para dar ejemplo, no de sabiduría musical ni de técnica de canto, sino sólo de iniciativa con algo de humor, recojo el hilo de esta sección, en el olvido desde hace ya año y medio.

    Castillo de Praga

    Por qué Don Giovanni y por qué Praga

    La ópera elegida es Don Giovanni. ¿La razón? Siempre ha sido y será una de mis óperas favoritas por pura nostalgia. Cuando España era fiel a sus tradiciones y no estaba americanizada, cuando se celebraba el día de Todos los Santos y no Halloween, en la tele se representaba el mito de D. Juan Tenorio en todas sus versiones.

    En aquella fiesta la familia se reunía en torno a las aventuras y el castigo de D. Juan Tenorio en una noche de fantasmas que con los años acabó desapareciendo para dar paso a una velada de disfraces sin sentido. La ópera es una versión más que conocí posteriormente y que desde el principio me enganchó por su música y por los recuerdos de aquellos maravillosos y ya lejanos días.


    Baccaloni

    [Salvatore Baccaloni: Madamina, il catalogo è questo, aria de Leoporello, Acto I, Escena V. 1936]

    Tenía ganas de verla en directo. Busqué por los teatros de España y nada hallé, por lo que amplié mis horizontes. Y así fue como encontré mi destino final: Praga. No tiene el ‘glamour’ musical de otras ciudades pero sí algo que la hace especial: aquí fue donde se estrenó dicha ópera en octubre de 1787, cuando a Mozart se la encargaron tras el éxito de Las bodas de Fígaro. No lo pensé más.

    Teatro de los Estados

    Y no sólo resultaba especial por ser en la capital checa, bella donde las haya, despojada de la multitud de turistas veraniegos que la hacen tan agobiante. Es que además el escenario donde se representaba era el Teatro de los Estados, precisamente donde tuvo lugar la ‘premier’. Un edificio varias veces destruido y reconstruido, olvidado y recuperado, renombrado y restaurado, hasta dejarle su aspecto original. No tendrá el carisma de otros coliseos pero despide un aroma dieciochesco perfecto para esta obra, con sus tabiques de madera envejecida color pastel. Un edificio vivo, que habla mediante crujidos.

    Casa de los Tres Violines

    En Praga hay gran afición a la música. Mientras en España a un chaval se le regala un balón de fútbol, allí se le da un violín. Basta pasear un poco para que te ofrezcan a precio asequible conciertos en iglesias o en casas señoriales, tocados por músicos anónimos que viven de otra profesión.

    La entrada que cogí por Internet me costó 700 coronas, es decir, unos 28€… ¡y estaba en la segunda fila del patio de butacas! Podría decir que me senté en la misma localidad que ocuparon Mozart o Casanova, hace 222 años. ¿Cómo no van a amar la música si tienen fácil acceso? De acuerdo que los salarios son más bajos… pero el teatro estaba lleno. Y mucha gente joven. Elegantemente vestida.

    La función era a las dos, porque la de las siete se me antojaba algo tardía. Sí, sí, ¡hay dos funciones diarias! Los subtítulos están en indescifrable checo y en inglés. Un buen detalle.

    Reparto
    Nombres impronunciables de ortografía imposible. Elimino los circunflejos:
    Don Giovanni: Martín Bárta
    Leporello: Frantisek Zahradnicek
    Donna Anna: Yvetta Tannenbergerová
    Donna Elvira: Pavla Vykopalová
    Don Ottavio: Ales Briscein
    Masetto: Zdenek Plech
    Zerlina: Yukiko Srejmová Kinjo
    Il Commendatore: Miloslav Podskalsky

    Teatro de los Estados

    Escenografía
    El teatro, pequeño pero coqueto, aprovecha al máximo el espacio del que dispone. En los dos primeros pisos del proscenio han colocado unas escalinatas que terminan en balcones, lo cual le permite añadir a la escena principal otras dos suplementarias. Así resultan más creíbles los momentos (y en Mozart hay muchos) en los que algún personaje murmura frases que no deben oír los demás. En vez de estar en el mismo plano, se reparten en dos o tres distintos.

    [Léopold Simoneau: Come mai creder deggio... Dalla sua pace, recitativo y aria de Don Octavio, Acto I, Escena XIV. 1956]

    (más…)

    Dmitri Hvorostovsky (1993): “Hay canciones populares que están muy por encima de algunas óperas”

    Viernes, Noviembre 6th, 2009

    Dmitri Hvorostovsky

    Otra entrevista del fondo del mar (menos profundo). En esta ocasión, del barítono ruso Hvorostovsky, publicada en La Vanguardia en enero de 1993, en vísperas del recital que ofreció por esas fechas en el Liceo de Barcelona.

    Desde niño soñó con ser cantante, pero no  barítono, sino  tenor.  “El problema es que los papeles de los barítonos no son los de los héroes”.  Y afirmaba, rotundo, cuatro años después, en enero de 1997:  “habría muerto si no hubiera podido ser cantante”.

    ¿Todos los cantantes que surgen del frío son así de exagerados?;-)

    [Antes de escuchar el vídeo, bajen el volumen porque los aplausos son atronadores]

    Hvorostovsky: Serenata del Segundo Acto, Escena III, de Don Giovanni, Mozart. Moscú, junio 2008.

    25 de enero de 1993

    Dmitre Hvorostovsky“Se llama Dmitri Hvorostovsky, tiene sólo 30 años y los críticos le saludan como una de los cantantes más destacables de las nuevas generaciones. Mañana, a las 21 horas, intentará demostrarlo en el Gran Teatre del Liceu —donde ya obtuvo una buena acogida en abril de 1991 gracias a su papel de Silvio en Plagiacci—, con un recital en el que estará acompañado por el pianista moscovita Mikhail Arkadiev. En el programa, canciones y arias de ópera de autores como Handel, Scarlatti, Rossini, Bellini y Antón Rubinstein”.

  • Marino Rodríguez
  • —Hasta hace muy poco era usted un perfecto desconocido y ahora los críticos le colman de elogios y los teatros de ópera se lo disputan. ¿No le parece estar viviendo un sueño?
    —No, no es ningún sueño. Soñaba mucho cuando era niño, pero soñaba con ser un tenor. Así que mi sueño no se está haciendo realidad porque desgraciadamente no soy un tenor, ni podré serlo porque mis cuerdas vocales son de barítono. También quería ser escultor y tampoco he podido serlo. Todo es muy real. Simplemente trato de que la gente entienda lo que hago.

    Dmitri Hvorostovsky

    —¿No es injusto que sean los tenores los que se llevan toda la fama?
    —Desafortunadamente es así. El problema es que los papeles de los barítonos no son los de los héroes. Para compensarlo trato de incluir música heroica en mis recitales, je, je, je.

    —Entonces los que han sido injustos con los barítonos han sido los compositores, por no escribir mejores papeles para ellos.
    —Je, je, je. ¡Tal vez!

    —¿Le ha resultado duro llegar a donde está ahora?
    —No especialmente. Fue todo muy natural. Comencé cantando en un coro a los 7 años, luego inicié estudios de piano, más tarde dirigí aquel coro. A los 20 años comencé los estudios superiores de canto… Mi padre sintió una gran decepción cuando comprobó que yo no sería pianista. Tuve una profesora un tanto estúpida que no fomentó mis dotes para el piano. Pero no perdí el interés por la música, que siempre ha sido mi principal afición. Mi padre, que era ingeniero químico, tocaba muy bien el piano y cantaba. Podría haber sido un gran cantante.

    [Katyusha]

    —En su último disco interpreta canciones populares rusas. ¿Qué les diría a quienes critican que los cantantes de ópera interpreten música popular?
    —Cada uno debe hacer lo que siente. Yo deseo dar a conocer esas canciones porque considero que son preciosas. También les diría que hay canciones populares que están muy por encima de algunas óperas.

    —¿Cómo fue su primera experiencia en el Liceu, cuando participó en Plagiaci?
    —Creo que tuve bastante éxito. Estoy muy agradecido a todo el reparto de aquel montaje, especialmente a Giuseppe Giacomini, que me dio un gran apoyo.

    —¿Cómo está afectando al mundo de la ópera en Rusia la situación política y económica por la que atraviesa el país?
    —Mi país está viviendo una época muy interesante porque se está abriendo al resto del mundo. Es un momento muy difícil pero muy interesante. De Rusia han surgido y siguen surgiendo en la actualidad grandes voces, pero la situación económica está afectando muy severamente a las compañías y a los teatros, de tal forma que prácticamente todos los grandes cantantes han abandonado el país. El célebre teatro Bolshoi, pongamos por ejemplo, está hoy muy lejos de lo que fue ya que funciona con lo que eran entonces los artistas de segundo plano.

    —Me da la impresión de que en Rusia no podrían pagarle su ‘caché’ actual.
    —Así es, pero yo suelo actuar gratis en Rusia o si cobro lo hago muy por debajo de mi cotización y destino ese dinero a las escuelas infantiles del país. Es mi manera de ser. Lo hago porque sé que hay mucha gente que quiere verme cantar y hace colas durante horas ante los teatros donde actúo. De todas formas no soy el único artista ruso que actúa gratis en nuestro país.

    —¿Qué espera del recital de mañana?
    —Me apetece mucho realizar este recital porque el Liceu es un teatro muy bello y de buena acústica. Espero gustarle al público todavía más que cuando canté Plagiacci.

    El barítono que surgió del frío

    “¿Qué temperatura hay ahora donde nació?”. “Je, je, je. Una media de 20 grados bajo cero”. No hay que darle más vueltas. Dmitri Hvorostovsky es el barítono que surgió del frío.

    Vino al mundo en 1962 en la ciudad de Krasnoyarsk, en la Siberia Central, donde hizo todo su aprendizaje y donde comenzó su carrera de cantante como solista del teatro municipal de ópera. En 1988 sale por primera vez de Rusia para participar en un concurso de canto en Toulousse. Lo gana. Al año siguiente hace lo propio con el concurso de la BBC. Y de ahí a la fama. Recitales en Nueva York, Londres, Salzburgo, París… Y titulares como estos: “Llegó, cantó y venció” (The Times), “Hvorostovsky sobrepasó todas las expectativas” (Washington Post).

    Ha grabado ya tres discos, uno con romanzas de Rachmaninoff y Chaikovsky, otro con arias de óperas de Verdi y Chaikovsky y el último con canciones populares rusas”.

  • lavanguardia.es
  • Hvorostovsky.
    ¿Y qué pasó en aquel Pagliacci de 1991 en el que debutó Hvorostovsky en el Liceo junto a Giacomini?

    “El triunfo más absoluto lo logró Giuseppe Giacomini, cuya voz vibrante y limpia, con los más intensos y espléndidos agudos, hizo estallar al público en bravos, especialmente después de su aria final del primer acto. Lástima que es poco actor y no se vio motivado por la producción a interpretar a su personaje más allá de sus actitudes de abatimiento.

    Ana María González fue una ‘Nedda’ delicada, frágil y de voz nítida, con un registro alto de superior calidad; su dúo de amor con el espléndido barítono ruso Hvorostovsky fue el momento de mayor calidad de toda la representación, de esos que se recuerdan largo tiempo. Hvorostovsky fue el encargado de cantar el prólogo, con los agudos tradicionales, y funcionó con una voz clara y agradable y una potencia razonable.

    Y  luego dice Hvorostovsky que todo se lo llevan los tenores…;-)

    ‘Deh, vieni alla finestra’, por Thomas Quasthoff

    Jueves, Febrero 26th, 2009

    Quasthoff: Serenata del Segundo Acto, Escena III, de Don Giovanni, Mozart.

    Deh, vieni alla finestra, o mio tesoro,
    Deh, vieni a consolar il pianto mio.
    Se neghi a me di dar qualche ristoro,
    Davanti agli occhi tuoi morir vogl’io!